La verdadera historia del Oktoberfest

En octubre llega algo que todos estábamos esperando: ¡la fiesta de la cerveza, el Oktoberfest! Aunque es una de las fiestas alemanas más populares, ¿sabes cuáles fueron sus orígenes? ¿Qué tipo de cerveza se toma en esta fiesta? A continuación desvelamos las respuestas a estas y otras preguntas para que puedas fardar de conocimientos entre cerveza y cerveza.

Cuadro Oktoberfest 1823

Para analizar los orígenes del Oktoberfest tenemos que remontarnos al año 1810, concretamente al 12 de Octubre de ese año. En esta fecha, el príncipe heredero Ludwig de Baviera se casó en la ciudad de Munich con la princesa Teresa de Sajonia. Para celebrar el feliz acontecimiento, todos los habitantes de la localidad fueron invitados a una fiesta en los prados a las puertas de Munich, terrenos que pasaron a llamarse Theresienwiese («prado de Teresa» en alemán). Al año siguiente se decidió repetir la fiesta, que se convirtió en una festividad anual muy celebrada por los habitantes de Munich y alemanes en general. Poco a poco, esta fiesta se fue extendiendo a otros países, incluido el nuestro.

Prado Oktoberfest

Aunque la fiesta actual dista mucho de sus inicios, sigue congregando a una gran cantidad de personas en el Theresenwiese de Munich, donde se acude con los trajes típicos de Baviera a llenar el prado de desfiles, bailes, alegría y diversión, una fiesta donde no puede faltar, claro está, la cerveza.

Desfile Oktoberfest

Pero, ¿qué tipo de cerveza es la típica del Oktoberfest? Si tu respuesta es la que se elabora en Munich, estás en lo cierto. Pero debe cumplir otro requisito importante: debe cumplir con la Reinheitsgebot, es decir, la Ley de Pureza Alemana de 1516, por la cual las cervezas debían elaborarse únicamente con agua, malta de cebada y lúpulo. Pero ¿por qué no está incluida la levadura entre los ingredientes permitidos? Pues muy sencillo, porque la levadura la descubrió Pasteur en 1880, cientos de años después.

Cerveza Oktoberfest

Y ya por último, ¿qué cerveza que cumpla estos requisitos podemos recomendarte si celebras una Oktoberfest con tus amigos? Pues, por ejemplo, si quieres cambiar de las clásicas Ayinger y Paulaner, prueba con cualquiera de las que elabora el monasterio benedictino de Weihenstephan, en Freising, cerca de Munich. Se trata de la cervecería más antigua del mundo que aún sigue en funcionamiento, por lo que puedes tomar un trago de la historia de Alemania en su fiesta más conocida. En concreto, recomendamos Weihenstephaner Vitus, una cerveza de estilo Weizenbock, que se elabora con ingredientes locales siguiendo una receta tradicional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sígueme en Feedly