Praga Premium Pils, la auténtica experiencia cervecera checa

Praga Premium Pils es una auténtica cerveza checa que simboliza el espíritu cervecero de la República Checa. Y esto no es poco, ya que este país posee una larga tradición de elaboración de cerveza con más de 1000 cervecerías en activo en la actualidad. Además, es el país donde más cerveza se consume del mundo. Esto hace que para los checos, la cultura cervecera sea toda una forma de vida.

Tradición cervecera en la República Checa

La historia de la elaboración de cerveza en la República Checa se remota al comienzo de las Edad Media. Hace poco, los historiadores descubrieron la primera evidencia de una cervecería en la República Checa: esta estaba situada en el Monasterio de Břevnov en Praga y data del 993. Más tarde, en 1265, el rey de Bohemia Přemysl Otakar II fundó la ciudad de Budweis y le otorgó los derechos para elaborar cerveza. Esto hizo que la aristocracia, al darse cuenta de que la cerveza era una fuente de ingresos importante para las ciudades reales, empezase a construir sus propias cervecerías y malterías.


La primera cerveza Pilsner de la historia nació en la cuidad de České Budějovice “Budweis” en el 1892 de la mano del maestro cervecero Joseph Groll. Este hecho supuso toda una revolución en el panorama cervecero de todo el mundo. La nueva cerveza de fermentación baja era toda una novedad y suponía una gran diferencia con respecto a las cervezas de la época.

Pivovar Samson y AB InBev

Praga Premium Pils se elabora en la cervecería checa Pivovar Samson. Esta cervecería se fundó en el 1795 en la ciudad de České Budějovice, en Bohemia con el nombre de Budějovický Měšťanský Pivovar. Pivovar Samson nació a partir su la desaparición, después de vender los derechos de comercialización en USA de su cerveza Budweiser Bürgerbräu a Anheuser Busch. En el 2014, el gigante cervecero AB InBev compró Pivovar Samson.


Miro y Martin, dos amigos y empresarios cerveceros, decidieron crear en 2004 lo que ellos llamaron la “auténtica experiencia de la cerveza checa”. De esta forma nació la marca de cerveza Praga, presente en la actualidad en más de 50 países en todo el mundo. Su secreto está en la calidad de sus ingredientes y su elaboración artesanal, que presta una gran atención a los detalles.

Praga Premium Pils

Esta tradicional Pilsener checa de baja fermentación se elabora mediante fermentación en tanques abiertos y con procesos de maduración de 50-60 días. Los ingredientes usados en su elaboración incluyen agua de pozos propios de la cervecería, malta de procedencia local, una cepa levadura con más de 150 años de antigüedad y el legendario lúpulo checo Saaz.

Esta combinación resulta en una cerveza de gran calidad, suave, ligera y de agradable amargor. Al servirla se puede observar su color ámbar dorado y una espuma densa y persistente. Posee aroma a levadura, malta y pan tostado. Al paladar es ligera, lupulada y muy refrescante. Sus 4,7% de alcohol hacen de ella una Pils apta para todos los paladares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sígueme en Feedly