The Wreck – Preservation Ale, la cerveza más antigua del mundo

¿Conoces la historia del rescate del barco naufragado más antiguo de Australia? El Sydney Cove es un barco que fue descubierto por un grupo de buzos aficionados en el 1977. Este barco mercantil llevaba en su bodega un valioso cargamento que incluía té, arroz, cerámica y 31.500 litros de alcohol. El mayor tesoro que se pudo recuperar de su bodega fueron unas cuantas botellas de cerveza selladas y en relativo buen estado. El valor de estas cervezas es incalculable, ya que tienen más 200 años de antigüedad. Esto las convirtió en las cervezas bebibles más antiguas del mundo.

Recuperación de las botellas de cerveza del naugragio del Sydney Cove

La trágica historia del naufragio del Sydney Cove

Para hablar del naufragio del Sydney Cove nos tenemos que remontar al 10 de noviembre de 1796, cuando el navío mercantil Sydney Cove partió de Calcuta, India, con destino a la colonia de Sidney, en Australia. Durante el viaje, el mar dañó el barco, y acabó naufragando el 9 de febrero del 1797 en la costa de Preservation Island La tripulación del barco constaba de 17 marineros que sobrevivieron al accidente.

Los 17 miembros de la tripulación del Sydney Cove emprendieron el viaje desde la isla hasta la colonia de Sidney para obtener ayuda. Se dirigieron hacia el norte en una barca, recorriendo 300 kilómetros hasta llegar al continente australiano. Al acercarse a la costa el violento oleaje destrozó la pequeña barca, por lo que tuvieron que desembarcar y hacer el resto de camino a pie hasta su destino, a más de 700 kilómetros de distancia.

Durante el trayecto, 14 miembros de la tripulación fueron quedando atrás y no sobrevivieron al viaje debido al agotamiento y las lesiones. Finalmente, el 15 de mayo los tres últimos supervivientes divisaron desde la costa un barco pesquero al que pidieron ayuda. El barco los recogió en estado crítico, llevándolos de vuelta a la colonia de Sídney, a 40 kilómetros al norte del lugar donde los encontró.

Mapa del trayecto del Sydney Cove

Una Porter basada en levaduras históricas

En 2018, la cervecería australiana James Squire se embarcó en el proyecto de recuperación de la cerveza que se encontró en el naufragio del Sydney Cove para ponerla a disposición de los consumidores. Para ello, se puso en contacto con Queen Victoria Museum & Art Gallery, quienes albergaban las cervezas, y Australian Wine Research Institute, instituto encargado de la investigación del vino de Australia. El resultado fue The Wreck – Preservation Ale, una cerveza Porter recreada cuidosamente a partir de las levaduras rescatadas de la cerveza original.

David Thurrowgood, un químico convertido en conservador y uno de los principales impulsores del proyecto comentaba: «Pensé que podríamos cultivar la levadura y recrear una cerveza que no existe en el planeta desde hace 220 años». Para Thurrowgood, esta cerveza artesana es una conexión con el pasado colonial de Australia y posee un gran valor cultural y científico.

La recreación de una cerveza colonial

De esta forma, cerveceros e historiadores se pusieron manos a la obra para traer de vuelta la cerveza más antigua del mundo. David Thurrowgood consiguió aislar y cultivar una pequeña parte de la levadura, con la que se produjo una primera versión de la cerveza. Más tarde, en colaboración con el Australian Wine Research Institute de Adelaide, de identificaron tres cepas de levadura que se combinaron y para dar lugar a la levadura híbrida que existía en las botellas históricas.

Domesticar esta levadura histórica no fue fácil. Según el maestro cervecero Stu Korch: «Se ha puesto especial cuidado en extraer y cultivar esta levadura en una cerveza que potencie sus características únicas». Mediante un largo proceso de prueba y error y gracias a estas levaduras, finalmente se consiguió producir una recreación de la cerveza bebible más antigua del mundo. Para ello se utilizó una receta clásica de una Imperial Porter, estilo inglés con origen en el siglo XVIII. Este estilo pareció el más apropiado, ya que la mayoría de las cervezas que viajaban en el barco naufragado pertenecían a él.

The Wreck - Survivors ale - Edición limitada

The Wreck – Preservation Ale, la cerveza del naufragio

El resultado fue The Wreck – Preservation Ale, una cerveza artesana oscura y compleja de sabor cálido con notas a especias y malta. La elaboración con los lúpulos ingleses Fuggle y Brambling aporta un toque terroso de grosella negra. Inicialmente, se lanzó al mercado una edición limitada que se agotó rápidamente.

En la actualidad, esta codiciada y exclusiva cerveza australiana solo se puede adquirir a través de una edición especial presentada en botella de 75 cl. Esta nueva recreación de la icónica cerveza se llama The Wreck Survivors’ Ale y ha sido madurada cuidadosamente en barricas de ron para añadir un extra de suavidad y complejidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sígueme en Feedly